Rumania, turismo de leyenda - Web oficial de Panavisión Tours

Turismo en Rumanía

Italia

Rumanía, turismo de leyenda

Descubra la historia y las leyendas que hacen de los viajes a Rumanía una experiencia única

El país del Conde Drácula, de los grandes monasterios, de ciudades medievales, de paisajes sorprendentes. Estas son algunas de las expresiones que hacen que Rumanía, turismo y cultura vayan de la mano. Este país de Europa del Este no dejará de asombrarle a cada momento. Su variedad es casi infinita.

Los viajes a Rumanía deben empezar por Bucarest, la capital del país y también su principal ciudad. Su mayor desarrollo tuvo lugar durante el siglo XIX, y de ahí, su arquitectura neoclásica que combina otros estilos que le han valido el sobrenombre de “el pequeño París”. Disfrute paseando por las calles de su centro histórico y visitando algunos de sus espectaculares museos.

Desde Bucarest, debe continuar hasta Piatra Neamt, una de las ciudades que hay que ver en Rumanía. Turismo es precisamente una de las palabras que sirven para definir esta ciudad, una de las más pintorescas de todo el país debido a su ubicación al píe de los montes Cárpatos.

Desde Piatra Neamt, cualquiera de los viajes a Rumanía que se imagine le llevará a conocer los magníficos monasterios de Bucovina. Declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, los tres más famosos son los de Sucevita, Moldovita y Voronet, pero hay muchos más que ver en Rumanía, y en los que le sorprenderán sus impresionantes frescos.

En Transilvania no deje de ver varias pintorescas ciudades: Sighisoara, Brasov y Sibiu. Pero, sin duda, la mayor expectación la despierta la localidad de Bran, donde se encuentra el famoso castillo donde Bram Stoker ambientó la novela de Drácula, y de ahí una de las principales leyendas del país.

Rumanía también le ofrecerá bellos paisajes que contemplar, y una de las localidades que mejor engloba la grandeza de la naturaleza del país es Sinaia, desde donde podrá visitar, además, el Castillo de Peles, ex residencia de verano de la realeza rumana.

Además, desde Tulcea, una ciudad tan antigua como Roma, situada en el delta del Danubio, podrá disfrutar de una experiencia única: realizar un crucero en barco por los canales de este majestuoso río. Podrá ver desde una perspectiva única la riqueza animal y de plantas de esta zona sin igual.